Comer al tuntún

Un delicioso restaurante valenciano de cuyo interiorismo se ha ocupado Sandra Tarruella.

  • mail
  • facebook
  • Tweet
  • g+ 1
  • pinit
Berta Rivera
Comer al tuntún
ver la galería »

Hoy comemos en Valencia, en un restaurante cuya creatividad se presenta primero en sus espacios para a continuación hacerlo en sus platos. Hablamos de Al Tuntún, un gastrolife, como se denominan ellos mismos, cuyo interiorismo acoge y acomoda de tal modo que se convierte, aun sin quererlo, en el salón de tu propia casa.

Al Tuntún se inspira en los clásicos bistrós franceses pero buscando un diseño más contemporáneo y actual; para alcanzar ese punto exacto en el que el encanto de lo clásico enlace de modo perfecto con la modernidad más vanguardista, Sandra Tarruella optó por la mezcla como concepto de campaña y así descubrimos suelos de madera de roble y espacios decorados de modo rústico en puro contraste y combinación perfecta con lámparas de diseño y vidrio. El lugar resulta bello, cómodo y encantado, un rincón valenciano en el que tomar algo entre amigos en el mejor de los ambientes.

Más allá de su decoración y sus espacios, Al Tuntún tiene una oferta gastronómica de lo más completo y variado, muy en línea con la propia imagen del restaurante, así puedes degustar en él unas croquetas, unas anchoas, tortilla, huevos rotos o una tabla de quesos, clásicos incuestionables de  nuestro tapeo, u optar por sabores diferentes, por ir un paso más allá de lo clásico: pan de cristal con pato confitado y fritura de orejones, soufflè de patata con yema líquida, bombón de queso de cabra o atún rojo madurado al estilo japonés y con verduritas crujientes.

Al Tuntún es una propuesta gastronómica que, tanto si vives en Valencia como si estás de paso, es de obligado cumplimiento.

Si te gusta ésto, dilo: