Baby Dior en el jardín de Granville

Que no es un jardín cualquiera, sino el que rodeaba el hogar en el que creció Christian Dior.

  • mail
  • facebook
  • Tweet
  • g+ 1
  • pinit
Berta Rivera
Baby Dior en el jardín de Granville
ver la galería »

El alma creativa de Dior late todavía hoy, aun a pesar del paso del tiempo, en la que fuera su maison; de ese latido nacen las propuestas de Baby Dior para la próxima primavera; porque no es una inspiración floral al uso la que percibimos, sino una en Granville y sus rosas.

Granville fue la ciudad natal de Dior, allí creció en una casa con vistas al mar y rodeada de jardines que solía pasear con su madre; en aquellos paseos la atracción que sentía el modisto en ciernes hacia lo bello y efímero de las flores iba creciendo, y alcanzaba su cota máxima cuando se acercaba a las rosas; es por esto que la inspiración floral es una constante en las colecciones de Dior y lo es más, si cabe, en las colecciones infantiles de Baby Dior que no son, tampoco, un vestir infantil al uso.

Son prendas bellas, luminosas y elegantes, son también dulces y florales, por eso el color que reina en ellas es el rosa en todos sus matices para vestir a las niñas y su homónimo para los niños, mucho azul suave que acaricia gris. Claro que Baby Dior no renuncia a la funcionalidad de sus piezas y por eso amplia la paleta de color y estilo hasta llegar al vivo rojo o a unos jeans.

Es grande pues la versatilidad de esta colección que pasea de los florales más clásicos a los estilos más actuales sin perder nunca ese punto de elegancia tan parisino y tan Dior.

Si te gusta ésto, dilo: