5 prendas rojas para asegurarte la buena suerte en 2015.

No lo dudes, apuesta al rojo para conjurar la suerte en 2015 y vístelo, al menos, en tus prendas íntimas.

  • mail
  • facebook
  • Tweet
  • g+ 1
  • pinit
Berta Rivera

Superstición o tradición, el caso es que si algo tenemos claro es que no nos puede faltar algo rojo a la hora bruja de un 31 de diciembre cualquiera porque no se sale con bien de un año entrando con buen pie en el siguiente si no se tiene algo rojo sobre la piel.

Lo más socorrido y sugerente para cumplir esta supersticiosa tradición es recurrir a la lencería y ésto aplica tanto a ellas como a ellos… aunque nosotros hoy nos detengamos en ellas y sus posibilidades de vestir prendas lenceras rojas el 31 de diciembre de 2014 para conjurar la buena suerte en el año ¡los años! venideros.

Hoy queremos proponerte 5 looks íntimos que, además de cumplir con la tradición, favorecen y seducen; nos llegan desde las colecciones de invierno y Navidad de Yamamay, una firma lencera italiana bella y asequible, Promise, que viene desde Barcelona con amor, Oysho y Etam para las más discretas incluso cuando la intimidad se pinta de rojo, y Victoria’s Secret que no necesita presentación.

Se trata de 5 propuestas distintas con un denominador común: el color. Para Yamamay la sofisticación viste siempre de rojo y así son sus propuestas en ese tono, de lo más sofisticado; Promise ocupa en esta ocasión el mismo segmento y aporta un extra de elegancia mientras Oysho y Etam optan por mantener su habitual tono informal. Victoria’s Secret, como no podía ser de otro modo, resulta ser la propuesta más provocadora e incluso un tanto descarada, es lencería americana y es todo un espectáculo.

No vamos a jurarte que si no llevas algo rojo esta noche el destino se revelará contra tu buena suerte pero, ya que ese trozo de sabiduría popular que es la tradición insiste en la certeza de esa afirmación, no podemos menos que recomendarte prudencia y lencería en rojo por lo que pueda pasar…

¡Suerte! y ¡Feliz 2015!

Si te gusta ésto, dilo: