Socialmatic, impresora y cámara Polaroid en el bolsillo

Polaroid lo pone fácil con esta cámara de fotos que imprime las imágenes al tiempo que las guarda como archivos digitales HD.

  • mail
  • facebook
  • Tweet
  • g+ 1
  • pinit
Sergio Cabrera
Socialmatic, impresora y cámara Polaroid en el bolsillo
ver la galería »

Los amantes de las Polaroid clásicas no tienen por qué renunciar a las imágenes de mayor calidad. Del mismo modo, el querer tener nitidez y alta definición tampoco tiene que estar reñido con esas instantáneas con encanto que salen al momento y basta esperar unos minutos para disfrutar de la foto en papel. Y si es posible tenerlo todo a la vez, en la palma de la mano, aún mejor.

Es posible con Socialmatic, una cámara de Polaroid pensada precisamente para aquellos que lo quieren todo: la mejor calidad, digitalización, papel foto y, además, la posibilidad de compartir las imágenes en redes sociales al momento. Además, cuenta con toda la ingeniería y adelantos técnicos, como una pantalla táctil que permite hacer fotos de hasta 14 megapíxeles (hay que sumar una segunda lente, trasera, que capta fotos de hasta 2 megapíxeles).

Para poder conectarse a Internet y, así, compartir las imágenes en redes sociales o enviarlas por correo electrónico, la cámara cuenta con sistemas de conexión tanto wi-fi como Bluetooth. Y si no es el momento y hay que esperar a tener Red, no pasa nada, ya que Socialmatic posee una memoria interna capaz de almacenar hasta 4 gigas de datos, así como la posibilidad de completar la capacidad con una tarjeta microSD.

De la impresión de fotos se encarga una impresora Zero Ink que está incorporada dentro de la cámara. De ella salen imágenes de 2×3 pulgadas, a color y en menos de un minuto (tienen forma de pegatina o de cromos tradicionales). Además se puede añadir un código QR a las imágenes, que si se escanea en otros dispositivos Socialmatic también puede imprimir la foto. Además, no hay que secar el papel foto, ya que este sale completamente seco.

Toda una delicia de cámara que sale a la venta este enero, algo más tarde de lo anunciado inicialmente por la firma, a un precio de 300 dólares (253 € aprox.) en Amazon. Disponible en blanco y en negro, con una estética parecida a la del icono de Instagram.

Si te gusta ésto, dilo: