Ocho ceras para peinarse como un hombre.

El mejor modo de conseguir un peinado con brillo y texturizado, sin riesgo de que se apelmace o el resultado sea artificial.

Ocho ceras para peinarse como un hombre.
  • mail
  • facebook
  • Tweet
  • g+ 1
  • pinit
Sergio Cabrera 8 de Julio de 2015
Ocho ceras para peinarse como un hombre.
ver la galería »

A la hora de conseguir el peinado perfecto, son muchos los productos que están a nuestra disposición. Pero cuando lo que queremos es ‘domar’ el cabello rebelde sin por ello fijarlo a una forma concreta, el mejor de ellos es la cera de peinado.

Esto es así gracias a que este producto no es un fijador como la gomina o la laca, sino, más bien, un ‘contenedor’ de cabellos salvajes que, sin perder su naturalidad y su movimiento, estarán controlados en todo momento. El mejor modo de aplicarlo es cogiendo un poco, algo más que una almendra (dependerá del largo del cabello), y calentarlo en las palmas de las manos, moviéndolas juntas rápidamente. Esto permitirá que la cera, que es el ingrediente base del producto, se vuelva más blanda.

Luego basta con aplicarlo sobre el cabello, que se volverá al principio blanco por el efecto de la crema, y peinar con un cepillo ‘esqueleto’ o uno de púas. Ni peines ni cepillos densos. Y recuerda que demasiado producto o una aplicación demasiado localizada en una zona del cabello puede apelmazarlo y obligarnos a lavarnos la cabeza para retirarlo.

Las gomas de pelo masculinas del mercado suelen ser de última generación, es decir, de fácil aplicación y una textura blanda que permite el que se pueda coger del envase sin problema. Luego, dependiendo de la calidad del producto, se podrá aplicar en cabellos húmedos o no. Lo mejor es hacerlo siempre que se pueda sobre el pelo seco. También será posible elegir entre efecto mate o brillo, o intermedio.

Un truco de profesionales es, si se quiere dar un poco de fijación al peinado además de contenerlo, añadir un poco de gomina a la mezcla, pero teniendo cuidado para que esta sea apenas un toque. Si no, corremos el riesgo de que la acción principal de la cera, que es mantener la caída natural del cabello, sea anulada por la gomina, mucho más potente.

Cuanto más cremoso sea el producto, más cuidado habrá que poner en su aplicación, pero una vez que le hemos cogido el truco será fácil hacerse cualquier peinado que evite el encrespamiento natural. ¡No faltará jamás en nuestro neceser!

Si te gusta ésto, dilo:

Comentarios Cerrados.